domingo, 6 de noviembre de 2005

Ahora que vuelven a emitir "Matrix Reloaded" en la televisión por cable he estado echando un vistazo a los archivos del weblog y he descubierto que nunca he escrito nada sobre esta saga que en su momento me apasionó. Quizá eso sea demasiado, digamos que me apasionó la primera y con la segunda y la tercera pasé de la incertidumbre a la absoluta decepción. Aun así la historia sigue teniendo algo que mantiene el interés a pesar de todo.

"The Matrix" es una película que funciona tan bien sola que cuando la comento con los amigos a veces hablamos de "la película" y no de "la trilogía". Dudo que ninguno rescatase algo de las dos siguientes, un personaje aquí, una idea allá... pero la trama principal es perfectamente olvidable. No me extraña que para muchos haya pasado de objeto de culto a subproducto de videoclub, porque visto el resultado final es casi lo que es. Sólo su capacidad para crear una visión épica y una mitología con sus dioses y monstruos salvan el conjunto.

La primera entrega nos dió todo lo que podíamos desear en un título de ciencia ficción y más. Se trataba de una vieja historia contada en un marco nuevo y sorprendente. Neo emprende el clásico viaje iniciático del héroe en el que tras ser descubierto como "el elegido", debe afrontar sus miedos, conocerse a sí mismo y finalmente aceptar su destino y enfrentarse a su némesis, en este caso el Sr. Smith. Es el escenario y el planteamiento lo que distancian a esta historia del resto: el mundo simulado de Matrix con todas sus particularidades (los teléfonos, los agentes, el desafío a la ley de la gravedad), sumado a los carismáticos protagonistas (Morfeo como el mentor, Trinity como compañera y ángel guardián) y las constantes referencias a otros cuentos y leyendas (sigue al conejo blanco)... . A pesar de todo lo que se dejaba en el aire, nombres, lugares, motivos, el puzzle encajaba y el resultado era redondo.

A partir de ahí el fallo fue, a mi modo de ver, querer rizar el rizo, añadir profundidad, nuevas alegorías, metáforas y personajes con sus poderes y extraños juegos políticos. Se murió de éxito, en definitiva, se malinterpretaron las razones que habían hecho excepcional el primer capítulo y se intentaron repetir, pero sin gracia. Se perdió la simplicidad y los espacios que necesitaban de explicación se rellenaron de la peor forma posible, con alardes estéticos y de efectos especiales. En "Reloaded" se confundió el rumbo pero se plantearon muchas preguntas, en "Revolutions" no sólo no se respondieron sino que se puso punto final con un guión mediocre y de puro trámite. Directo hacia el olvido.

Si con algo podemos quedarnos, ya sea para crear un juego de rol o simplemente para no pasar página con tan mal sabor de boca, es con la primera narración y lo que presentaba: un escenario original con reglas y lógica propias, una historia clara y unos protagonistas, amigos y enemigos, movidos por impulsos bien definidos, ya fuesen el destino, la venganza, la búsqueda de redención, el amor, el odio o la fe. Todo lo que se salga de ahí, y eso deberían haberlo sabido los directores, es secundario y prescindible.

3 comentarios:

  1. Hay que tener en cuenta que el Matrix original no era una trilogía, sino una sola peli. Pero ya se sabe que Poderoso caballero es Don Dinero y al ser tan rentable la original, los productores decidieron hacer una trilogía. Ahi, tal como dices, se puede decir que la cagaron, ya que los guionistas se vieron en la tesitura de concretar más un transfondo que había quedado en la imaginación del espectador, no a través de una historia sólida mostrada en pantalla.

    Y mira que Reloaded parecía en un principio que la cosa prometería en Revolutions. Aunque siempre quedará la Bellucci embutida en aquel traje de cuero ceñidísimo hehehehe.

    ResponderEliminar
  2. No puedo estar mas de acuerdo con tu aportación sobre Matrix en este blog. Soy otro que opina que Matrix mola, sus sucesoras no, menos alguna escena de acción apartada de Reloaded.

    Tan harto he acabado con la trilogia Matrix, que en la campaña que dirijo sobre la saga, solo tengo las leyes de Matrix pero la idea es diferente. Existen varios Ziones y parece que algunas comunidades han sido compradas por las maquinas mientras la que se supone que es la pura, está a punto de derrotar a las maquinas, o eso pensaba...hahahaha

    ResponderEliminar
  3. Sinceramente creo que vuestra opinión se debe a que no habeis entendido las otras dos peliculas de la trilogía. Matrix es, en su conjunto una obra maestra. Tanto su contenido filosófico, mitológico, informático etc. La primera pelicula era muy facil de seguir, lo que pasa es que las otras dos requieren un poquito más de esfuerzo.

    ResponderEliminar