jueves, 8 de enero de 2015


La hebilla pistola de las SS es uno de esos artefactos que encajarían mejor en el cine o en una fantasía steampunk que en la realidad. Su leyenda comienza nada más terminar la II Guerra Mundial, justo cuando miles de soldados norteamericanos abandonaban el territorio europeo con infinidad de souvenirs y trofeos de guerra en sus petates. Si hacemos caso de los testimonios más extendidos, fue entonces cuando empezaron a salir a la luz este tipo de armas, rescatadas de búnkeres, enemigos caídos o de las armerías experimentales del enemigo.

Como su propio nombre indica, nos encontramos ante una hebilla que oculta en su interior dos o cuatro cañones. Al levantar la placa frontal, normalmente decorada con un águila y la esvástica nazi, estos se despliegan, pudiendo ser disparados gracias un mecanismo de gatillos laterales independientes. Como munición emplea cartuchos del calibre .22 en su versión de cuatro cañones y 7.65mm para la versión de dos. Existe una versión de un único cañón que utiliza 9mm, el supuesto "prototipo" original.

Concebida como arma de emergencia, la hebilla daría a aquellos oficiales que estuviesen a punto de ser capturados una última oportunidad de acabar con sus enemigos. Cuando los soldados aliados les diesen el alto y les ordenasen despojarse de sus pistoleras, realizarían un inocente movimiento hacia el cinturón... accionando entonces los gatillos para abatirlos antes de que pudiesen reaccionar. Esa al menos es la teoría.

Las pegas a esta historia surgen al empezar a analizar los datos disponibles. Para empezar el tamaño de las hebillas "recuperadas" es enorme, no se parecen al equipamiento estándar de un soldado alemán y no pasarían desapercibidas. Tampoco tienen el acabado ni las inscripciones de los armeros alemanes de la época. El supuesto creador, Louis Marquis, registró la patente en 1935, pero los diagramas incluidos en la solicitud son totalmente diferentes a las que han sobrevivido.

A lo largo de los años han surgido múltiples falsificaciones de estas hebillas, algo comprensible si tenemos en cuenta el interés que suscita el nazismo aun hoy en día. Las más antiguas se atribuyen a la industria alemana de posguerra, que estaría encantada de proporcionar a los soldados que todavía estaban estacionados allí un recuerdo exótico, por un módico precio. Las piezas de aparición más reciente, reales o no, siguen siendo un buen negocio: en 2012 una de ellas se vendió en subasta por la nada despreciable suma de 20.700 $.


Fotografías e información adicional:
ForgottenWeapons.com: Nazi Belt Buckle Pistol
Axis History Forum: SS or WM Secret Belt Buckle Gun
Phoenix Investment Arms: SS Belt Buckle (Koppelschloßpistole) Gun
NRA Museum: Marquis Nazi Belt Buckle Pistol
Guns & Ammo: Rare Nazi Belt Buckle Pistol Chambered in .22 LR

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada