sábado, 26 de marzo de 2005

Han pasado diez años desde que se estrenó y la verdad es que es una película que ha envejecido bien. Es entretenida, con buenas escenas de acción y personajes simples pero efectivos, algo que no se puede decir de muchas de las producciones que se estrenan últimamente.

Hace poco la repusieron en televisión y me pareció que tenía todos los elementos para convertirse en una aventura o incluso una campaña completa de cualquier juego de rol multiambiental. Tiene un entorno y unos personajes bien definidos: en ese mar infinito por un lado estan los restos de la civilización representados por los atolones fortaleza y por otro la gente "de fuera", bandidos, smokers o viajeros solitarios que también intentan sobrevivir a su manera. Hay otros aspectos interesantes, como las ruinas subacuaticas, las nuevas criaturas marinas y los mutantes. Y existe un conflicto permanente, la lucha por los recursos en forma de gasolina, agua potable o artefactos. Como tema central está la búsqueda de la "Tierra Seca", el lugar mítico donde todavía quedan plantas y animales.

No cabe duda de que es otra vuelta de tuerca sobre el clásico Mad Max, pero Waterworld tiene elementos originales que hacen que merezca la pena plantearse escribir algo y jugarlo con los amigos. Y para los que les pique el gusanillo de jugar en un mundo totalmente marino, siempre estará Blue Planet.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada